Aún cuando amo, sufro

Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros. Rom 5:8

Mientras amo, hago cosas que no imaginé hacer. Mi concepto de amor se ha profundizado, ha crecido, se ha expandido. El conocimiento de que es amor, lo tenemos todos, unos más claro que otros, pero lo que vale es como ponemos en práctica ese conocimiento adquirido. Mientras tanto yo practico y aprendo.

No sólo me refiero al amor entre parejas o matrimonios. No sólo se aman los esposos, nos amamos entre amigos, entre familia, entre hermanos.

Pensaba que si amaba no tendría porque haber dolor, pero duele cuando debes ser sincero y verdadero con aquel que amas, sin importar cuán duro pueda ser esto, ya sea para mostrarle lo que está mal, para decirle lo que sientes, lo que piensas, etc...

Pensaba que si amaba no tendría porque decepcionarme, pero nada puede decepcionarme más, que aquel a quien ames no valore, ni le interese ese amor y todo lo que trae consigo.



Pensaba que si amaba no tendría porque sufrir, pero cada día sufro más por aquellos a los que amo, sobre todo por aquellos que están pasando pruebas, tribulaciones y necesidades.
También sufro por aquellos que han vuelto su mirada atrás, dejando a aquel que salvó sus vidas, a Cristo, por amor a lo efímero, a lo del momento.



Nunca había sufrido tanto por amar. Pero seguiré amando, no porque me guste el dolor, sino porque Jesús amó hasta el fin, hasta dar su vida y valió la pena. Quiero ser como El. Por mi parte, seguiré amando y también seguiré aprendiendo.

El amor es paciente, es bondadoso; el amor no tiene envidia; el amor no es jactancioso, no es arrogante; no se porta indecorosamente; no busca lo suyo, no se irrita, no toma en cuenta el mal recibido; no se regocija de la injusticia, sino que se alegra con la verdad; todo lo sufre, todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta. El amor nunca deja de ser...Y ahora permanecen la fe, la esperanza y el amor, estos tres; pero el mayor de ellos es el amor. 1 Corintios 13

9 comentarios :

elim-el oasis de Eva dijo...

Cuanto razón tienes Jenny, sigamos amando aunque nos duela.

Brisa Nocturna. dijo...

Me has hecho llorar.

Un abrazo.

Keila dijo...

Hermoso =)

Jenny dijo...

Sigamos amando chicas!

Gusmar Sosa dijo...

Gracias por las lecciones!!!

Jenny dijo...

Aprendamos juntos mi querido Gusmar!

Fernando dijo...

Encontré ésta entrada en el momento preciso. Ése capítulo de Corintios en el que Pablo habla del amor debe ser, por mucho, el que más he leído en lo que a la Biblia se refiere. Pero siempre le encuentro nuevos significados. Y hoy le he encontrado un gran significado (como siempre que paso por aquí) a esta entrada de tu blog :)

Un fuerte abrazo, bendiciones y...

Feliz Año Nuevo! :)

JORGE dijo...

Muy buen post, la gente debe entender que no todo es placer, y hay que aceptar sin miedo que amar duele.

Gracias y bendiciones

Jenny dijo...

Hola Fernando! me alegra que haya sido bueno para ti! Gracias por visitarme continuamente!

Hola Jorge!
Hay muchas cosas que aprenderemos en este camino. Seguimos para adelante!
Bendiciones!